martes , octubre 23 2018
Home / -Destacado / Catedral: la magia del centro de esquí más grande de Sudamérica

Catedral: la magia del centro de esquí más grande de Sudamérica

El cerro de Bariloche también será el escenario de competencias deportivas de esquí alpino, esquí nórdico y freestyle, como el Sudamericano de Big Air que se realiza el 14 y 15 se septiembre.

Con 34 medios de elevación, 60 pistas para todos los niveles, snowpark, actividades para turistas no esquiadores e innumerables eventos, el centro de esquí más grande de la Argentina ya empezó a recibir a sus visitantes de cada invierno. Catedral Alta Patagonia tiene 1.200 hectáreas esquiables entre bosques, pistas y caminos que te llevan a adentrarte en la magia de la montaña con inigualables vistas de los lagos y los Andes.

Para aquellos que no esquían pero quieren disfrutar de la nieve en altura, Catedral cuenta con tres opciones diferentes de medios para ascender a más de 1.800 msnm y ser testigos de un paisaje inigualable, que también se puede disfrutar desde varios paradores gastronómicos junto a una exquisita comida de montaña. Además, se ofrecen actividades como caminatas con raquetas por los bosques de lengas cubiertos de nieve, magic donas y snow scoot, unas divertidas bicicletas para la nieve. También se puede pasear en el Snow Bus, una máquina pisa pista con cabina calefaccionada para 14 personas, una salida única e imperdible.

Como cada año, Catedral tiene esta temporada más de 30 eventos deportivos al aire libre, como por ejemplo el Catedral Snow Run: una carrera de montaña con distancias de 6 y 12 km que se larga al atardecer. El centro de esquí de Bariloche también será el escenario de competencias deportivas de esquí alpino, esquí nórdico y freestyle, como el Sudamericano de Big Air que se realiza el 14 y 15 se septiembre.

Todo esto sin contar las posibilidades del Espacio Neumeyer, un centro de ecoturismo en el medio de una reserva para hacer trekking con raquetas y esquí de travesía.

80 años es mucho
El Nahuel Huapi, el San Bernardo, la aerosilla séxtuple, el Llao Llao. Bariloche y su estación de esquí conforman un ícono de la Patagonia que año a año recibe miles de viajeros de diferentes partes del mundo para vivir una experiencia que combina deporte, naturaleza y postales espectaculares de la cordillera y el Parque Nacional Nahuel Huapi. Esta temporada, el Cerro Catedral cumple 80 años y en conmemoración del aniversario se han organizado una serie de activaciones sorpresa que animarán la montaña durante todo el invierno.

Delicias patagónicas
Muchos de los mejores restaurantes patagónicos están en Bariloche. Cassis está a cargo del matrimonio de Ernesto Wolf y Mariana la China Müller, que ahora recibe a los visitantes en su propia casa de Villa Lago Gutiérrez con una culinaria centroeuropea que mezcla las raíces húngaras y alemanas de la chef con materia prima fresca de la región y de la propia huerta orgánica. Vale la pena aprovechar la ocasión para conocer su Bodega de Vinagres, donde la magia de los frutos y flores del sur se transforma en vinos dulces,dressings, conservas y chutneys. Imprescindible reservar para ser parte de esta experiencia foodie en un ambiente íntimo, rodeados de bosque.

En Butterfly, el menú de pasos es sorpresa y viene maridado con vinos boutique. Su propuesta de autor con acento en productos locales (como unos langostinos con gazpacho de frambuesas) suma influencias de España y Francia, una creación original de Andrés López en los fuegos y Carolina Guasco en el salón decorado con minimalismo montañés.

Vea también

La dinastía de esquiadores

El sorprendente caso de una familia que ya lleva cuatro generaciones que se dedican al …